Los primeros pobladores

Los primeros pobladores

A fines del siglo XIX y principios del XX llegaron los primeros inmigrantes españoles e italianos y se afincaron en la zona que se conoce como Campo Renacco; apellidos como Reverté, Gilabert, Marsal, Velazco, Canta, Storti y Marinacci datan desde aquellos primeros tiempos.

El 17 de marzo de 1912 se inauguró la línez de trocha angosta del Ferrocarril Provincial Buenos Aires que desde La Plata llegaba al meridiano V en el límite con La Pampa. La Sra. Ofelia del Carril de Lagos, heredera de Víctor Del Carril, donó las tierras para la línea férrea y se llamó “Polvaredas” a la estación ferroviaria.

Circundaban la nueva estación las chacras ocupadas por colonos arrendatarios de los sucesores de la familia Del Carril: Luis y Antonio Storti, Nazareno y Pedro Valeriani, Francisco Mondragón, Víctor Reverté, Luis Marsal, Enrique Gilabert, Antonio Gutierrez, Pedro Giannoni, David, Luis y Nazareno Achilli; Enrique y Luis Rapanelli, José Cicaré, Gerónimo Forti, entre otros.

El advenimiento del ferrocarril transformó a la estación en el punto de partida de la producción agropecuaria y generó nuevos comercios. Donde actualmente está Agro Polvaredas existía un almacén de barro con techo de chapa que fue de Golisciani y Gutierrez y luego, con el nombre “El Recreo” pasó a propiedad de Felipe Gutierrez y Barone hnos.

Cuando pasó el tren Felix Gutierrez trasladó casi frente a la estación sobre la hoy calle El Ombú, el almacén de chapa que poseía ubicado en el camino a Del Carril y lo llamó “El Riojano”. En 1916 fue adquirido por Ernesto V. Lopez quien lo nominó “La Argentina”.